La emboscada de Pino Tres y la Masacre de la Caobita: El descenso II

Por Lázaro David Najarro Pujol/Foto tomada de Internet

Es 8 de septiembre de 1958. En el la escuadra de Marciano Ross Castro, el combatiente Eloy Cabrales Sánchez inicia el descenso desde las montañas de la Sierra Maestra.

Viene al frente de la escuadra de retaguardia, con el San Cristóbal que Fidel le entregó personalmente.

Fidel Castro designó a Jaime Vega como Jefe de la Columna, y a Pablo Roberto León González lo nombraron el segundo al mando. Desde las Vegas de Jibacoa, habíamos iniciado el descenso.

A Eloy Cabrales Sánchez, baja al lado de uno de los hermanos Zorzano.

Yo soy el único que del grupito traigo peine. Es  un peinecito plástico que se usan ahora, de los pequeñitos. El más joven de los hermanos Zorzano, tiene el pelo largo, como es así como de pasa.

—Eloy, préstame el peine.

En la tropa muchos no son camagüeyanos, entre ellos, Jacobo Cruz Espinosa, pero decidió integrarse a la Columna Invasora número 11. Ha establecido profundas amistades con algunos combatientes del territorio agramontino. Alguien le pregunta que por qué no se quedó en la Sierra. El muchacho sonríe:

—En definitiva, la causa revolucionaria se defiende en cualquier terreno.

En filia india marcha, Eloy Cabrales, dispuesto a integrar el frente Camagüey

Vamos en una hilera y a cinco metros de separación uno del otro. El compañero que va en una fila tiene que saber quien va el de alante, y también, el que viene atrás y cuáles son sus nombres. Así no se puede desperdigar nadie.

Si faltara el combatiente que está alante o atrás rápidamente hay que avisar. Genaro Andrés viene detrás de mí.

Ramón Domínguez de la Peña, tiene 38 años de edad. Es asignado a la escuadra que dirige Celso Orlando Hernández, en el segundo pelotón.

Pasa mucho trabajo, porque además no tuvo tiempo de preparación en la Sierra Maestra y tuvimos que bajar. Tiene que hacer un esfuerzo extraordinario durante la caminata, porque no  esta preparado físicamente. Además es mayor que nosotros.

Vamos rumbo a Camagüey. A pesar del agotamiento Ramón no se desanima. Piensa en sus gentes:

—Mi hermano, cuando termine la guerra voy a regresar para Júcaro y continuaré trabajando en la tienda La Comercial. Estaré pues más tranquilo porque estoy convencido que la Revolución va a eliminar los atropellos que tienen los explotadores con el pueblo. No tendré preocupación porque en la Revolución no va a existir  Guardia Rural para oprimir a la gente. Todo será  más equitativo.

Es una persona que además tiene determinado  nivel de escolaridad, por eso trabajaba donde trabajaba. Se desempeñaba como segundo administrador de la bodega aquella, de una tienda grande que se llama La Comercial de Júcaro. Es un compañero que tiene desenvolvimiento. Se  preocupa mucho por los campesinos, por la situación de los carboneros. Al paso de la tropa nos encontrábamos con niños descalzos, a niños con la barriguita grande que demuestra tener lombrices, él me comenta:

—En la Revolución, esto no sucederá.

Así me dijo. Es muy sensible a esas cosas. Además ya tiene hijos, cosa que no sucede en nosotros. Se le quedan en su memoria aquellas injusticias que ocurren en los campos cubanos: el  muchachito que no puede ir a la escuela porque  no las hay; la falta de médico y las limitadas posibilidades de atención a toda aquella gente humilde y hambrienta.

Ramón es una persona que siente el dolor ajeno.

Lo que pueda hablar de él es muy poco. De los que estamos aquí, estoy entre las personas más cercanas a Ramón. Estuvimos muy relacionados tanto en la vida personal como revolucionaria.  Ambos somos comerciantes.

Anuncios


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.